Detalles

Señoras y señores, a llegado la hora de terminar con el juego de las comparaciones, y aquí esta el porqué: Es una estupidez.

Categoría:

Reflexiones

Comments

Dejar un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Se requieren los campos marcados *

*