PRACTICANDO AMABILIDAD

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone

mujer-espiritual-2Los actos de amor suelen ser sencillos y a veces tan solo pequeños gestos que requieren muy poco esfuerzo: una mano en el hombro, una palabra de afecto, una caricia en la mejilla, un beso, un mensaje de agradecimiento entre otros.

En este mismo instante podemos ser amables y amorosos con con otros seres y con todo lo que nos rodea.

Aquí y ahora podemos empezar por nosotros mismos.

Para ello, como todo en la vida, se requiere de práctica y perseverancia, dedicando todos los días unos minutos diarios a la práctica de amabilidad amorosa contigo mismo.

Buda enseñaba que todos los seres necesitamos amabilidad amorosa y en este momento puedes comenzar por ti.

Se amable con tu cuerpo y evita situaciones que te puedan ocasionar malestar emocional o espiritual, cuida tus pensamientos y tus sentimientos, alimentando tu espíritu con buenas actitudes hacia ti y toda vida en el universo.

Si todos practicamos amabilidad todos los días con nosotros mismos y con todo alrededor, atraemos la misma frecuencia en personas, situaciones y cosas; pero sobre todo podemos construir los cimientos de un mundo más amoroso, viviendo en paz y armonía en el pleno desarrollo  hacia  nuestra  total plenitud.

Compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone

1 Comentario

Agregar Comentario

Correo Electrónico no será publicado